Personalísimo Top Cine 2017

 

Sin más, estas son las 10 experiencias cinematográficas más significativas, interesantes o emotivas de mi año.

 

  1. A Ghost Story (Historia de Fantasmas)

Precisa, sugerente y profundamente conmovedora. Una película que altera por completo la idea de una película de fantasmas, convirtiendo al protagonista-fantasma no en una amenaza atemorizante del más allá, sino en una suerte de triste, empática y melancólica víctima con la que cualquier honesto ejercicio de introspección nos llevará a vernos de una forma u otra en la idea del fantasma emocional más terrible de todos, como dijera Guillermo del Toro tras verla, el fantasma de nuestros amores pasados.

Es definitivo que la película dirigida por David Lowery y protagonizada por Rooney Mara y Casey Affleck, requiere de una sensibilidad particular y de aceptar su propio ritmo y la necesidad de la contemplación como el camino a pensar y reflexionar y dejarse llevar en lo que hay detrás de cada escena que se extiende cuando creemos podría llegar un corte o un cambio de plano; en lo que esas mismas secuencias sugieren sobre contemplar, sobre ser un mudo testigo de la propia vida, con sus decisiones, buenas y malas, y no poder ya hacer ni decir nada; o en lo que dicen y exhiben de nuestros más profundos sentimientos de tristeza o duelo, momentos crudos que se muestran sin edición ni exagerado dramatismo (como la poderosa y significativa escena de Rooney Mara comiéndose un pay), sino con una extraña mezcla de crudo realismo documentalista y una propuesta artística estética y conceptual.

Una experiencia cinematográfica que termina siendo una meditación sobre la vida.

 

 

  1. Get Out (Huye)

 Lo que a simple vista podría parecer un ejercicio más en el terreno del exitoso y popular género del terror, es en el fondo una de las películas más interesantes del año.

En la compleja y delicada transición entre la era Obama y la Era Trump, la subversiva y brillante película de Jordan Peele señala y exhibe el latente racismo social y lleva el tema más allá, hasta sus regulares manifestaciones sociales en un grupo normalmente considerado aliado de minorías: hombres y mujeres anglosajones, de perfil demócrata, progresista, inclusivo y tolerante.

A través del inteligente vehículo del cine de género, de la película de terror, Peele hace evidente que la experiencia de vida del afroamericano promedio es mucho más que un reto o una dificultad, sino un terror vivo que se asoma por los más distintos huecos de la sociedad en nuestros días. Aunque queramos pensar que no es así.

 

 

  1. Visages/Villages (Rostros y Lugares)

A sus 80 y tantos años, la realizadora francesa Agnès Varda nos comparte de la mano del artista y fotógrafo JR, reflexiones, pensamientos y curiosidades cuando se dan a la tarea de recorrer Francia y hacer lo que más le gusta: conocer nuevos rostros y conocer nuevos lugares. Escuchar sus historias, sus filosofías, sus ideas y compartirlas.

El romanticismo de lo antes descrito no le hace justicia a la hermosura de película que este curioso par entrega. Cada experiencia, lugar o encuentro esconde innumerables reflexiones y emociones: a la vida rural en Francia, a costumbres o tradiciones, al amor por una profesión o por un lugar, a los cambios de los tiempos, a la historia, al cine, a la amistad, y a muchas cosas más.

En verdad una película hermosa y entrañable, que sobre todo se debe festejar porque nos da el pretexto de darle el reconocimiento que el cine le debe a una figura clave de su historia: Agnès Varda.

 

 

  1. The Killing of a Sacred Deer

El director Yorgos Lanthimos confirma que es uno de los cineastas más interesantes de la actualidad ahora con una historia sobre la venganza.

Un thriller sobrenatural -a ratos tenso como buena película de horror- sobre un exitoso cirujano y su familia, y un misterioso adolescente que parece demasiado interesado en la familia de este. Detrás de esta sencilla premisa, hay una historia extraña, sugerente, misteriosa y violenta que a la vez juega con lo desconocido que utiliza un estilo visual extraordinario que ayuda a atraparnos en ese mundo extraño y constantemente incómodo.

Si necesitara más elogios, Colin Farrel, Nicole Kidman y Barry Keoghan entregan actuaciones destacadas que nos mantienen en una perpetua incertidumbre sobre lo que sucede y sobre ellos, tal y como Lanthimos lo desea.

 

 

  1. The Shape of Water (La forma del agua)

 La nueva película de Guillermo del Toro es una obra mayor, una nueva carta de amor a los monstruos. Se trata de una historia romántica tanto como fantástica, un cuento de hadas como solo Del Toro sería capaz de concebir en el que se revisitan y se reinventan clásicos como El Monstruo de la Laguna Negra y los romances del tipo: boy meets girl, girl meets boy.

Y en esta historia de amor (donde Sally Hawkins brilla en la pantalla como esta empleada de limpieza muda que se enamora de una criatura anfibia) hay espacio para escenas visualmente maravillosas, para las reflexiones sobre los distintos/otros, para el humor, para homenajes y referencias al cine clásico, para usar contextos sociales que tienen significado y profundidad y para personajes y actuaciones sensibles y empáticas.

Una película que deja claro el magistral dominio que tiene Del Toro sobre las diferentes herramientas y recursos para hacer cine y que condensa y entrega la versión más refinada y precisa de muchas de sus observaciones, curiosidades e intereses, y que ya hemos visto plasmados y explorados a lo largo de su destacada filmografía.

 

 

  1. Paterson 

Es difícil no sentirse hipnotizado por el pausado y cadencioso ritmo con el que Jim Jarmusch retrata una semana en la vida de este poeta que también es conductor de autobuses de transporte público en Nueva Jersey.

Paterson ofrece dos reflexiones paralelas igualmente interesantes. Por un lado, también como es habitual en la filmografía de Jarmusch, somos testigos de conversaciones y charlas en las que por un instante filosofamos y reflexionamos sobre temas, historias o situaciones de todos los días. Ahí están las charlas entre pasajeros del autobús, las pláticas de Paterson con gente de su trabajo, en el bar o en la calle, la forma en que interactúa con su animada, comprensiva y muy peculiar novia. Por otra parte, la película muestra un poco de ese proceso creativo, artístico e introspectivo que da por resultado un poema que vamos viendo cómo se escribe

Se trata de una película sobre la poesía de la cotidianidad, paseando entre lo sublime, lo absurdo, lo inspirador y lo risible. Hay humor, hay belleza, hay ideas.

Las reflexiones que despierta Jarmusch a partir de estas observaciones, que va intercalando con el sencillo y natural proceso de inspiración y creatividad de un poeta, hacen de esta película una experiencia profundamente interesante y disfrutable.

 

 

  1. Three Billboards outside Ebbing, Missouri (Tres anuncios por un crimen) 

Una madre busca justicia y coloca tres letreros en un camino cercano a un pequeño pueblo de Missouri. Este hecho desencadenará una serie de eventos y sucesos que cambiarán la vida de varios de los personajes involucrados.

La situación resulta terreno fértil para una historia que sabe no solo desarrollar a sus personajes y guardarse interesantes y sorpresivos giros en la trama para su segunda mitad, sino que además permite lecturas e interpretaciones tan diversas como interesantes: desde el retrato de venganza y justicia de la América profunda, de una historia de empoderamiento y determinación femenina, del estado del racismo en la sociedad norteamericana actual, o de una muy curiosa historia de los orígenes de un posible y verdadero héroe local.

Con actuaciones de primer nivel por parte de Frances McDormand, Woody Harrelson y Sam Rockwell, esta es una película que va desenvolviéndose poco a poco y que lo bien desarrollado de los personajes y de la evolución de la trama, la hacen una experiencia muy recomendable.

 

 

  1. Five Came Back

Un deleite cinéfilo absoluto. Una clase de historia sobre 5 figuras del cine clásico de Hollywood y su participación como realizadores en distintos frentes de guerra en la 2ª Guerra Mundial (William Wyler, Frank Capra, George Stevens, John Ford y John Huston) y sobre el poder y relevancia de las imágenes y del cine, particularmente en tiempos de guerra, como herramientas o vehículos de propaganda.

Una clase que además es impartida por 5 figuras del cine contemporáneo que dejan claro en cada instante su genuina admiración por estos directores, así como una profunda cinefilia y conocimientos académicos de la historia del cine.

Steven Spielberg se encarga de analizar a Wyler, Paul Greengrass a John Ford, Guillermo del Toro hace lo mismo con el cine de Frank Capra, Francis Ford Coppola se hace cargo de John Huston y Laurence Kasdan de Stevens.

Un documental que alimenta la pasión por las películas y sus creadores dando peso y relevancia a la historia, mientras propone una observación amplia del fenómeno del cine en la historia.

 

 

  1. Call me by your name

Las dudas, miedos, incertidumbres y las encendidas emociones y pasiones del primer amor son retratados con magistral tacto, naturalidad, sensibilidad e inteligencia en esta película ambientada durante el verano de 1983.

Entre conversaciones y reflexiones sobre arte, la academia y la vida y con una campiña italiana en plena explosión de vitalidad veraniega, somos testigos de cómo se va gestando y dando una genuina química y empatía entre dos personas muy distintas: Elio (Timothée Chalamet), un introspectivo jovencito de 17 años, además de prodigio musical y ávido lector, y Oliver (Armie Hammer), un extrovertido y seguro estudiante de posgrado que es invitado a pasar el verano con la familia de Elio para ayudar en ciertos ensayos académicos que realiza el padre de este, un profesor de arqueología.

Todos los precisos matices que van siendo expuestos en esta historia de amor logran transmitir un honesto sentimiento de melancolía romántica por una trama tan sensible, sensual y empática como madura y atrevida.

No faltará a quien le haga ruido que tan empática y emotiva historia de un primer amor sea una historia de amor homosexual. Pero ese es uno de sus principales logros: la historia, actuaciones, diálogos (la escena de la charla entre Elio y su padre es una joya), tonos y ritmos en que se desenvuelve la película trabajan para que lo único importante sea la historia de amor, las sensaciones y texturas de un verano lleno de emociones intensas y amor.

 

 

  1. Dunkirk / Wonder Woman / War for the Planet of the Apes / Blade Runner 2049

Cuando la grandilocuencia tiene sustancia… o de cuando Hollywood se pone las pilas, toma riesgos o hace cosas interesantes.

Mientras que Wonder Woman y War for the Planet of the Apes exhiben el resultado de proyectos bien desarrollados, con ideas, talento y vanguardia, delante o detrás de cámaras, y muestran lo mucho que puede llegar a proponer y entregar Hollywood, incluso dentro del fenómeno de franquicias, sagas y tentpoles que conforman la columna vertebral financiera de los grandes estudios y de la industria fílmica global; Dunkirk y Blade Runner 2049 llevan la grandilocuencia hollywoodense a nuevos lugares, jugando completamente bajo sus propias reglas (ya sea un filme que no explica su trama, razones o contextos y que se concentra en lo vivencial de un lapso de tiempo específico o ya sea una película que dura casi 3 horas, ambos factores algo muy poco convencional en la industria y para el público masivo). Nolan y Villeneuve, respectivamente, hacen de sus películas algo más, una experiencia, un acontecimiento. Una invitación a intentar algo nuevo en la narrativa cinematográfica (Dunkirk) o a profundizar y lanzarse en búsqueda de nuevas preguntas a través de viejas mitologías fílmicas (Blade Runner 2049).

 

 

 

 

 

Menciones especiales: The Square, The Post, Lady Bird, Logan, The Florida Project, The Big Sick, Coco, Happy End, Loveless, Thelma, Trainspotting 2.

 

Series favoritas del año: Master of None, Fargo, Twin Peaks, Divorce, Wormwood, The Crown, Better Call Saul, Game of Thrones, Planet Earth II, The Handmaid’s Tale, Mindhunter, This is us, The Vietnam War, Atlanta, Big Little Lies, American Gods.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *